Recetas de cordero al horno

Cómo se hace el cordero al horno

Recetas de cordero

Seguramente el cordero al horno sea una de las recetas más populares que se hacen para ocasiones especiales como las celebraciones en fechas navideñas. Los platos de cordero son muy típicos en gran parte de los hogares de familias españolas. Y es que ¿Quién no ha notado el ambiente de fiesta y el agradable olor que se respira cuando se asa una paletilla de cordero en el horno?.

Aquí puedes encontrar diversas recetas de cordero para Navidad y otras ocasiones. Desde cordero lechal acompañado de unas patatas panadera, paletillas tanto al horno como guisadas, cómo preparar el cordero de forma tradicional y chuletillas de cordero que podemos hacer al horno. Así que vamos a comenzar por la primera!!

Paletilla de cordero al horno tradicional

El cordero al horno es un manjar que generalmente se hace en ocasiones o celebraciones especiales. Sin duda alguna, la parte más jugosa del cordero es la paletilla, siendo la parte más utilizada juntamente con las chuletas de cordero.

Seguidamente veremos la receta que nos muestra cómo hacer una paletilla de cordero al horno de forma tradicional, tal y como se hace en muchos hogares desde hace siglos.

Paletilla de cordero al horno

Ingredientes para 4 personas:

  • 2 paletillas de cordero de 1 kg aprox. cada una
  • ½ vaso de vino blanco
  • 1 cabeza de ajo grande
  • 1 cuchara de romero picado
  • Pimienta negra en grano
  • Sal gorda

Cómo preparar paletilla de cordero al horno de forma tradicional:

1.- Lo primero que vamos a hacer es poner a precalentar nuestro horno a una temperatura de 150º C. Mientras alcanza la temperatura adecuada, cogemos el mortero y añadimos una pizca de sal gorda, otra pizca de granos de pimienta negra y lo machacamos bien.

2.- Seguidamente pelamos la cabeza de ajos y agregamos los dientes de ajo pelados al mortero. Continuamos machacando hasta conseguir una masa espesa, incorporamos también el romero y seguimos removiendo hasta lograr un tipo de pasta homogénea.

3.- Ahora utilizamos la mezcla que hemos creado para untar bien las paletillas de cordero por todos los lados. Cuando las tengamos bien embadurnadas, las ponemos en un recipiente apto para el horno. Lo ideal es ponerlas en una fuente de barro o cristal, aunque también las podemos poner sobre la misma bandeja del horno.

4.- Vertimos el vino blanco sobre las paletillas y si vemos que no se ha cubierto el fondo, agregamos un poco de agua hasta que lo cubra. El agua lo añadiremos solo en este caso, porque si ponemos más de la cuenta, nos arriesgamos a que el cordero no quede asado, sino que quede cocido.

5.- Ya tenemos preparadas las paletillas para introducirlas en el horno. Yo las pongo a una altura inferior a la mitad del horno para evitar que se hagan muy rápido por encima. Esto ya dependerá de qué tipo de horno tengamos cada uno. También se puede ir controlando a medida que se va haciendo el cordero.

6.- El tiempo para cocinar paletilla de cordero puede variar considerablemente dependiendo del tamaño de la misma y de la edad que tenga. Normalmente estará listo en un periodo de tiempo de entre 75 minutos y 120 minutos. El cordero asado tiene que quedar bien hecho por dentro y tostadito por fuera, habiendo soltado gran parte de sus jugos.

7.- Cada 10-15 minutos observaremos cómo está de jugo nuestro cordero, siendo conveniente remojar las paletillas con el jugo del fondo para que no se resequen. Transcurridos los primeros 40-45 minutos, giramos las paletillas para que se hagan bien por ambos lados. Si en algún momento apreciamos que se quedan sin jugo, agregaremos un poquito de agua.

8.- El secreto para cocinar unas paletillas de cordero en el horno, es estar vigilante durante todo el proceso, evitando que se queden sin líquido y remojándolas por encima con su propio jugo. Durante cientos de años se ha preparado la paletilla de cordero de esta forma y seguiremos haciéndolo, pues el resultado es espectacular.

Otras recetas de paletilla de cordero

Paletilla de cordero lechal asada al horno

Esta forma de hacer las paletillas la aprendí gracias a mi madre, amante del cordero y de los platos caseros hechos al horno. Recuerdo que ella siempre lo preparaba con mucha ilusión en fechas señaladas como Navidad o incluso en alguna celebración especial.

La pena del cordero es que es una carne relativamente cara económicamente hablando, ya que el precio del cordero en España está por las nubes. Pero cierto es, que de vez en cuando casi todos podemos darnos un caprichito.

Ver receta

Paletilla de cordero al horno con patatas

En esta receta veremos la forma de hacer tanto paletilla como pierna de cordero al horno. La ventaja es que vamos a prepararlo junto con unas patatas panadera, cebolla y ajo, así ya tendremos nuestro plato bien completito.

Para los amantes de este tipo de asados, es muy importante que las piezas queden tostadas y crujientes por la parte exterior, pero bien hechas y tiernas por la parte interior, mientras que la carne se pueda despegar fácilmente del hueso.

Ver receta

Paletilla de cordero guisada con patatas

Siempre que nos referimos a un plato de paletilla de cordero, automáticamente pensamos en un asado al horno, pero en realidad, existe otra forma de cocinar cordero y que su resultado es también muy sabroso.

Con esta receta aprenderás cómo se cocina cordero guisado con patatas de forma fácil y en pocos pasos. A mi particularmente me encanta porque la carne queda muy tierna y puedes servirlo en otras ocasiones.

Ver receta

Pierna de cordero al horno

Este es uno de mis platos preferidos para celebraciones especiales o para reuniones de familia. Lo malo es que tardaremos unas 5 horas en cocinarlo, aunque el resultado es espectacular.

El tiempo de horno es mayor porque se trata de pierna de cordero que haremos utilizando una técnica de asado, la cual nos permitirá obtener un cordero jugoso y muy tierno para servirlo en nuestra mesa.

Ver receta

Cordero al horno

Esta receta la aprendí de mi abuela porque nunca he probado un cordero tan rico como el que preparaba ella. Recuerdo con nostalgia aquellas reuniones familiares y aquel olor tan peculiar que desprendía mientras el cordero estaba en el horno.

Con esta receta se puede asar el cordero a cuartos. Piernas, paletillas y costillares que nos quedarán bien tiernos si los hacemos como tradicionalmente se ha cocinado el cordero desde hace muchos años.

Ver receta

Cordero asado al horno fácil

Desde hace cientos de años el cordero asado se ha preparado prácticamente sin ningún otro ingrediente, pues es una carne que va soltando parte de la grasa que contiene mientras se cocina. Esto ayuda en gran parte a que el cordero no quede reseco, siempre y cuando se controle el tiempo correcto.

En esta receta de cordero al horno, vamos a descubrir los sencillos pasos que seguiremos para conseguir un buen resultado, tan solo utilizando los ingredientes indispensables, tales como cordero despiezado, un poco de agua y sal.

Ver receta

Chuletas de cordero al horno

¿Sabías que las chuletas de cordero se pueden hacer también en el horno? Pues sí, además quedan realmente ricas y muy sabrosas, solo tenemos que tener cuidado con el tiempo que las tenemos asándose.

Esta es una manera de hacer chuletas de cordero fácilmente y sin ningún tipo de complicaciones. Realmente quedan tiernas por dentro y tostaditas por fuera como si las hubiésemos hecho en la parrilla. Pruébalas!!

Ver receta

Trucos y consejos

Es aconsejable comprar el cordero siempre en tu carnicería de confianza y a ser posible, comprar cordero orgánico que se haya alimentado con pasto, ya que contiene más cantidad de ácidos grasos Omega-3 y menos grasa que las piezas de carne de cordero alimentado con grano.

El cordero lechal tiene muy poca grasa, su carne es mucho más tierna, pero tiene menos sabor. Deberemos elegir piezas de cordero de intenso color rosado con grasa blanca y seca.

Saber cómo conservar el cordero es muy importante, pues para que no pierda sus características podemos guardarlo como máximo 2-3 días en el frigorífico y siempre tapado. Si lo vamos a consumir más tarde, tendremos que congelarlo el mismo día que lo hemos comprado.

La grasa del cordero se va derritiendo mientras se hace, esto contribuye a potenciar su sabor ayudando y manteniendo la carne muy tierna. Por lo tanto, no tenemos que eliminar la grasa antes de cocinar este tipo de carne, bastará con retirarla al finalizar si lo deseamos.

Antes de comenzar a cocinar cordero, es importante que dejemos que la carne alcance la temperatura ambiente, sobre todo cuando la acabamos de sacar del frigorífico.